logologologo
logo ··· logo
Mayo 20, 2019, 06:49:30 *
Bienvenido(a), Visitante. Por favor, ingresa o regístrate.

Ingresar con nombre de usuario, contraseña y duración de la sesión
 
   Inicio   normas Buscar Calendario Expo Castilla Usuarios Ingresar Registrarse Chat Privado  
Páginas: [1]   Ir Abajo
  Imprimir  
Autor Tema: Francisco Izquierdo - «¡Resurge, Madre Castilla!» (1910)  (Leído 203 veces)
0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.
Maelstrom
Líder de la mesnada
******

Aplausos: +35/-9
Desconectado Desconectado

Mensajes: 1091


Ver Perfil
« : Diciembre 08, 2018, 23:46:30 »


¡RESURGE, MADRE CASTILLA!



La raza no está muerta; está triste, cansada;
desfallece rendida, como harta de vivir;
nuestra madre Castilla llora desconsolada
y como quien no tiene por descubrir ya nada,
parece que se acuesta, en su lecho, a dormir.

Y llora por la ausencia de aquellos altaneros
de la Cruz de Santiago y de la Flor de Lis;
del chambergo y la capa, tercos, rudos y fieros,
unas veces de pícaros, siempre de caballeros,
que llamaron don Mendo, don Íñigo y don Luis.

Por la de aquellas damas que fueron maravilla,
y el orgullo y la gala del solar español;
de discretos decires, de cofia y de mantilla,
damas de romancero, corazón de Castilla;
aquellas doña Clara, doña Luz, doña Sol.

Murieron para siempre aquellos hechos grandes
de Pavía, las Navas, Zaragoza y Bailén;
de las Comunidades, de los tercios de Flandes;
y también los Alfonsos y los Garci-Fernández,
y por eso, Castilla, llora triste también.

Adoro aquellos tiempos y aquellos tiempos lloro
adoro a aquellas damas, y el sereno valor
de aquellos caballeros que son nuestro tesoro;
de aquellos caballeros que, para más desdoro,
han cambiado la espada por el Libro Mayor.

¡Buena vuelta le han dado a la literatura
de Miguel de Cervantes, de Hurtado y Moratín!
Robaron los sayones su clara fermosura
o ignominiosamente le han, dado la postura
de una chica lasciva bailando el garrotín.

¡Ya no somos aquellos altivos castellanos
descubriendo otros mundos, ensanchando el solar
Vivimos de recuerdos tan orondos y ufanos;
si nos dan la limosna, tendemos nuestras manos,
y mientras llega, en casa, aprendiendo a rezar.

¡Bien dijo un caballero denodado y resuelto
que pongan siete llaves al sepulcro del Cid!
Bien dijo; porque todo del revés está vuelto
y el espíritu patrio parece que se ha envuelto
en un negro sudario que le tendió un ardid.

No es rebelde ya el pueblo; cuando se le moteja,
contestar sólo sabe moviendo la testuz;
si aprietan demasiado, alguna vez se queja:
por símbolo le pongo un sombrero de teja,
una vieja beata, un santo óleo, una cruz.

Pero yo de los tiempos presentes no reniego;
yo nunca he protestado de tanta humillación;
es la leña podrida la que da mejor fuego;
por eso es mi confianza, y a predecirme llego
que harás, madre Castilla, la gran revolución.

La que traiga los tiempos de una buena ventura
y derrame en la tierra la paz universal;
la que borre fronteras y derrumbe la altura,
la que nos haga hermanos y traiga la ternura,
para todos los hombres, de un beso fraternal.

Y tengo esa confianza, en los tiempos presentes
porque miro al pasado y miro al porvenir,
que aquellos caballeros que miramos ausentes
serán los que nos tráiganlos nuevos combatientes,
y por eso la raza jamás podrá morir.

Porque del viejo tronco nueva rama ha brotado
y nacen nuevas rosas en el suelo español;
y ni está obscuro el cielo, ni el Sol háse ocultado;
si tiene el horizonte negro muro cerrado,
derrumbemos el muro, y veremos el Sol.


FRANCISCO IZQUIERDO


Santa Cruz de Tenerife

Poema publicado en «Vida Socialista», nº 43, 23 de octubre de 1910.
« Última modificación: Diciembre 11, 2018, 12:28:59 por Maelstrom » En línea
Páginas: [1]   Ir Arriba
  Imprimir  
 
Ir a:  

Impulsado por MySQL Impulsado por PHP Powered by SMF 1.1.12 | SMF © 2006-2009, Simple Machines LLC
SMFAds for Free Forums
XHTML 1.0 válido! CSS válido!